i-public@
reflexiones sobre administración pública inteligente

lunes, 8 de octubre de 2007

¿Es posible modernizar la Administración de Justicia?




La Administración de Justicia es una de esas burocracias profesionales con difícil solución. Anclada en usos y costumbres anacrónicos (veáse p.ej. el tratamiento de "señoría"), con todas todas las patologías que puedan tener este tipo de organizaciones en grado extremo (p.ej. poder infinito de sus profesionales) y ataviados con el halo de constituir el tercer poder del Estado (y, por tanto, son independientes y nadie les puede tocar) es sin duda la parte del universo público que aglutina todos los arquetipos del mal funcionamiento. En este contexto, la iniciativa de la Consejería de Justicia y Administración Pública en el marco del Plan Andaluz de Justicia 2007-2010 tiene un mérito especial que bien merece un comentario.




El objetivo principal del plan es (sic) la implantación de un "servicio público orientado a la ciudadanía", lo tiende a olvidarse (principalmente por sus profesionales) en instituciones públicas donde el ejercicio de autoridad es una característica consustancial. Para ello, el Plan otorga a la ciudadanía el papel central de unas acciones que buscan la aproximación y personalización , la simplificación del lenguaje administrativo o la mejora de la comunicación y colaboración entre órganos judiciales y, en general, con todos los agentes que se relacionan con la Administración de Justicia.




Algunos de los elementos concretos que se pretenden introducir es el expediente digital judicial, la digitalización de los documentos de intercambio de información o las comunicaciones por videoconferencia u otros medios telemáticos.




Para finalizar nos hacemos las siguientes preguntas: teniendo en cuenta la poca predisposición de los profesionales de la justicia (jueces, fiscales, funcionarios judiciales) a la modernización tanto de los procesos como de lenguaje u otros usos administrativos ¿quedará este Plan (como otros) en un mero documento de buenos propósitos o llegará alguna iniciativa a buen fin?; ¿no serán muy ambiciosas alguna de las acciones, teniendo en cuenta que en la mayor parte de los juzgados todavía se continúan haciendo por ejemplo las anotaciones en el Libro de Familia a mano?

1 comentario:

Anónimo dijo...

Siempre soy escéptico con los planes... pero éstos pueden que sí lo hagan. Esta gente son los mismos que hicieron lo de la firma digital cuando nadie sabia ni de lo que iba, y luego el MAP la cogió. Son una referencia auténtica de i-administración. Tienen ya el expediente digital en la admon publica y si lo han conseguido en la propia administracion pública, ¿porque no lo van a conseguir en la justicia?

Se ha producido un error en este gadget.